Para algunas personas lo más importante no es la competición, sino el apoyo económico al deporte. El pasar un buen rato echando una partida de Ajedrez con un amigo también es una forma de entender el deporte. En esta ocasión entrevistamos a alguien que comparte esa filosofía...

 

 

Antonio Hidalgo Rodríguez

 

 

Edad: 51 años.

Estado Civil: Casado.

Número de hijos: Dos.

Profesión: Industrial.

Aficiones: Deportes en general, en especial los de motor y el ciclismo.

Lectura favorita: Los libros relacionados con la historia.

Música favorita: El Blues.

 

No a todo al que se le hace una entrevista en este semanario tiene que ser un deportista destacado de nuestra ciudad. También hay personas que están unidas de cierta forma a alguna modalidad deportiva y colaboran en la difusión de la misma. Antonio Hidalgo es una de ellas, sintiendo una especial pasión por el deporte del tablero, al que aporta ese imprescindible granito de arena que, según él, es muy importante para que nuestra sociedad cada vez adquiera una mejor cultura deportiva. Es un ciudadano de a pie, serio, trabajador y muy conocido entre los ajedrecistas motrileños.

 

Mucho Deporte: ¿Alguna historia deportiva que contar como jugador de Ajedrez?

 

Antonio Hidalgo Rodríguez: Ninguna en particular. Me inicié en este deporte, en un principio, jugando a las damas. Posteriormente supe hacer los movimientos de las fichas de ajedrez, y yo mismo, sin ayuda de nadie, aprendí a jugar.

 

Mucho Deporte: ¿Por qué jugaba al Ajedrez?

 

A.H.R.: Por divertirme y estar un rato con los amigos y conocidos. Cuando cualquier colega me decía: “¿echamos una partida?”, yo le decía que sí, y en vez de una eran tres. Nunca he tenido la obsesión de ganar, siempre he participado en los campeonatos por pasármelo bien, que es como se disfruta.

 

Mucho Deporte: ¿Es que no había quién enseñara las técnicas de este deporte?

 

A.H.R.: No. En mis inicios como ajedrecista no era como en estos tiempos. No había profesores por ningún lado y cada uno se tenía que “buscar las habichuelas” como podía. Ahora hay maestros que enseñan muy bien técnicas de defensa y ataque.

 

Mucho Deporte: ¿Cómo ves el Ajedrez comparándolo con otras modalidades deportivas?

 

A.H.R.: Que es un deporte, juego para otros, en el que cuando acabas una partida tienes ganas de iniciar otra. Sin embargo, en el fútbol, por citar un ejemplo, al terminar un encuentro no tienes ganas ni fuerzas para continuar.

 

Mucho Deporte: Jugó al fútbol, ¿en la época que estuvo practicando este deporte, cómo se definía como jugador?

 

A.H.R.: Como un jugador más ofensivo que atacante.

 

Mucho Deporte: ¿Tiene algún ídolo dentro de este deporte?

 

A.H.R.: No, pero en los restantes tampoco. Puedo admirar a alguien que esté destacando en un momento determinado y, si dos meses después otro ocupa su lugar, hago lo mismo.

 

Mucho Deporte: ¿Qué lugar le gustaría conocer?

 

A.H.R.: Florencia (Italia)

 

Mucho Deporte: Cuándo se enfada, ¿cómo reacciona?

 

A.H.R.: Para que yo me enfade se necesita mucho, pero cuando lo hago es de forma desproporcionada. No respondo a la gota que ha colmado el vaso, sino a la vasija entera.

 

Mucho Deporte: ¿Qué defecto es el que más acusa?

 

A.H.R.: Quizás el preocuparme mucho por los demás.

 

Mucho Deporte: ¿Qué hace en su tiempo libre?

 

A.H.R.: Después de mi jornada laboral, como trabajo muchas horas al día, hago el vago.

 

Mucho Deporte: ¿Qué película le ha impactado más en estos últimos tiempos?

 

A.H.R.: No soy muy aficionado al cine, me inclino más por los documentales que ponen en televisión.

 

Mucho Deporte: ¿Se relaja con algún tipo de música?

 

A.H.R.: Normalmente no suelo hacer eso.

 

Mucho Deporte: Un avance tecnológico.

 

A.H.R.: Poder ver los objetos en 3D.

 

Mucho Deporte: Comida y bebida preferida.

 

A.H.R.: La Paella y un buen vino.

 

Mucho Deporte: Un invento.

 

A.H.R.: La electrónica.

 

Mucho Deporte: ¿Como ve el deporte del Ajedrez a nivel local?

 

A.H.R.: Gracias a Dios en Motril hay un buen puñado de personas que se han preocupado mucho por el avance de esta modalidad deportiva. Afortunadamente en la actualidad tenemos en esta ciudad dos clubes que están sacando muy buenos jugadores. Pero cuando estos empiezan a cogerle afición se tienen que ir a estudiar a Granada. De todas formas, a nivel personal, me siento satisfecho de que muchos jóvenes practiquen un deporte que hace reflexionar, pensar y desarrollar una estrategia, facultades que les vale mucho para la vida cotidiana y, sobre todo, en los estudios. No obstante, también tengo que decir que una de las cosas que más me extrañan, a nivel local, es que hay muchas personas con un nivel bastante alto y no se implican. Sin ir más lejos, los que se dedican a la enseñanza en los centros escolares, que bien podían pasarse por uno de los clubes y poner sus conocimientos al servicio de estos.

 

Mucho Deporte: Si tuviera la oportunidad de regir los destinos del deporte en Motril, ¿que haría por el Ajedrez?

 

A.H.R.: En el deporte del tablero de las 64 casillas, como en cualquier otro, si no se compite no sirve para nada. Sin rivalidad, bastaría con reunirse cuatro amigos y echar un pierde y paga apostando unas cajas de cerveza. Fomentaría las competiciones con muy buenos presupuestos, ya que los llamados deportes minoritarios no gozan de ellos. Intentaría que los que dirigen los clubes motrileños no tuvieran que dar tanto “la paliza” a los comerciantes. Y haría esto porque pienso que el día que los que dirigen los clubes se cansen, no sabremos lo que pasará. Así que desde la administración me ocuparía de esta parcela, al igual que lo están haciendo en la actualidad.

 

Mucho Deporte: ¿Cree que el industrial motrileño se debería implicar más en el tema de subvenciones para eventos deportivos?

 

A.H.R.: Por supuesto que sí. Todo no se le puede cargar al Área de Deportes. Y si todo el empresario de esta ciudad pusiera su granito de arena, no haría falta poner un bloque. Entre todos deberíamos aportar lo que estuviera dentro de nuestras posibilidades, y lo más seguro que nos juntaríamos con una playa de arenisca. La gente debe comprender que hay que ser solidarios con el deporte en general. La actividad física es buena para una sociedad, porque cuanto más sana sea ésta, mejor funcionará a todos los niveles. Hay que implicar a los jóvenes en cualquier actividad física, porque de esta forma tendremos una sociedad más sana y equilibrada.

 

Mucho Deporte: ¿La cultura deportiva del motrileño es muy buena, buena, regular o mala?

 

A.H.R.: Yo pienso que es más bien mala, y, además, nos hemos ganado la fama de mal educados en muchos aspectos de la vida cotidiana.

 

Mucho Deporte: Para finalizar, ¿Cómo está de salud el “Memorial Luismi Hidalgo” y el “Torneo de Campeones”?

 

A.H.R.: Excelente. Tanto uno como el otro están ya más que consolidados.

 

Mucho Deporte: ¿Cuál de los dos le cuesta más dinero?

 

A.H.R.: Por supuesto que el “Torneo de Campeones”, que pasa de las doscientas mil pesetas de las de antes. El de Luismi lo patrocinan una serie de comerciantes motrileños. Lo único que aporto al mismo es una invitación para los organizadores, que, por supuesto, lo hacen divinamente.